Alberto Contador fue hoy el gran protagonista en la séptima edición de la macha cicloturista que lleva su nombre y que reunió a más de 1.200 participantes en la salida del Oliva Nova Beach & Golf Resort. Las instalaciones de este complejo hotelero, muy centrado en el deporte y en especial en el ciclismo, acogieron la salida y meta de la prueba, de 157 kilómetros que se hicieron especialmente atractivos gracias a la excelente climatología, con sol y temperaturas primaverales.

Alberto Contador terminó la Gran Fondo con los dos aficionados que terminaron en cabeza y comentó que había sido “un buen día de trabajo de cara a la preparación que estoy iniciando ahora para el Tour de Francia”. El líder del Trek-Segafredo estuvo acompañado hoy por su compañero de equipo Boy Van Poppel, de vacaciones esta semana en Alicante y también en fase de preparación para sus próximos objetivos, en especial el Campeonato de Holanda.

La Gran Fondo Alberto Contador, aunque de carácter itinerante, volverá el próximo año a este mismo lugar de la costa valenciana dado el gran interés que el Oliva Nova Golf & Beach Resort tiene en la figura de Alberto Contador como embajador de las posibilidades de este enclave para acoger a los aficionados al ciclismo de todo el norte de Europa durante los meses de invierno.

Alberto Contador partirá en los próximos días hacia Tenerife, donde realizará una nueva concentración para preparar su principal objetivo de la temporada, el Tour de Francia. “Estoy realmente motivado de cara al Tour. Al principio de temporada he tenido un gran nivel, aunque no haya podido rematar, pero he terminado bastante fresco y después de unas cortas vacaciones, vuelvo a sumar kilómetros poco a poco antes de llegar a Tenerife, donde comenzaré a trabajar con mayor intensidad. La preparación está yendo de manera inmejorable, sin contratiempos, y estoy muy ilusionado con el equipo Trek-Segafredo que me acompañará en la ronda francesa. Ahora lo que toca es seguir trabajando duro”.